Usain Bolt gana oro en 200 metros

Share

Usain Bolt no tiene rival en el atletismo de velocidad y lo volvió a demostrar este jueves al ganar con asombrosa superioridad en la prueba de 200 metros.

El jamaiquino obtuvo así su octavo oro olímpico y el segundo de Río 2016.

El viernes, en el relevo 4×100, veremos si consigue el ansiado “triple-triple”: copar lo más alto del podio en la velocidad de tres juegos seguidos.

Bolt cruzó la meta en 19.78, muy por delante del resto del “pelotón” pero no consiguió batir su propio récord del mundo (19.19), por lo que en un primer momento pareció hasta decepcionado.

La plata fue para el canadiense Andre de Grasse, que hizo 20.02, y tercero entró el francés Christophe Lemaitre, que con 20.12 es el primer atleta de raza blanca en subir al podio de los 200 desde el oro del griego Kostas Kenteris en Sídney 2000.

Público entregado

Si numerosos atletas se han quejado de la actitud del público brasileño, que presiona a los rivales de los brasileños como si estuviera en un partido de fútbol, ese no es el caso de Bolt.

El jamaiquino parece como pez en el agua en el estadio olímpico y no es para menos, tiene al público carioca entregado.

Entró a la pista saludando y enseguida la grada respondió. La pista, brillando después de una ligera llovizna, no parecía estar en condición ideal para la carrear en la curva.

La salida de Bolt, en la calle 6, fue inmejorable, enseguida se puso a la altura de su rival de la calle 7, el francés Lemaitre.

Llegó a la recta ya obviamente por delante del resto, más o menos alineados, resignados a pelear por la plata ante la superioridad de Bolt.

Los ojos pegados en el cronómetro que hay al pie de la pista, se lanzó en aceleración para buscar el récord del mundo. No pudo ser, 19.78.

Sin récord

La victoria de esta noche es la décimo tercera de 14 posibles entre mundiales y olimpiadas desde que el velocista jamaiquino irrumpió en la escena internacional en Pekín 2008.

El de 200 metros es su tercer oro consecutivo tras los de Pekín 2008 y Londres 2012.

Lo mismo había firmado el domingo, cuando se impuso por tercera vez en los 100 metros planos.

Si Bolt gana con Jamaica la prueba de relevos 4×100, alcanzará su meta de llevarse tres preseas doradas en tres olimpiadas seguidas, el “triple-triple”.

Sin embargo, la de este jueves pareció una victoria agridulce para Bolt, pues no cayó el récord del mundo qué él mismo tiene desde 2009.

“Cuando entré a la recta, el cuerpo no me respondió. Quería ir más rápido, lo intenté, pero el cuerpo no me respondió”, le dijo Bolt a la cadena estadounidense NBC.

Share